Injusticia: OTRA PENA LEVE PARA UN SUJETO QUE VIOLÓ A SU PROPIA HIJA  

Los hechos donde la justicia dicta penas leves para violadores y personas que maltratan a las mujeres, se  están haciendo común en esta provincia. En muchos hechos, ni siquiera se llega a hacer justicia, en otros se permite que un violador viva cerca de la víctima y en otros se dictan sentencias que parecen irrisorias. 
tribunal N° 1

En este caso, el representante del Ministerio Público de la Acusación Dr. Marcelo Cuellar, pidió para el imputado la pena de 14 años de prisión; la parte querellante  Dra. Noemí Rivera y el Dr. Cristian Molina, de la Dirección Provincial de Atención Integral de la Violencia de Genero, requirieron la pena de 20 años de prisión y el tribunal en los Criminal N° 1, lo termina condenando a 9 años. 

Se trata de un caso desgarrador, donde la víctima fue una niña de 4 años de edad que sufrió el abuso reiterado de su propio progenitor, de la persona que se decía ser su padre, que en un cerrar y abrir de ojos estará libre..

Se trata de W.A. que fue condenado por resultar autor material y penalmente responsable del delito de “Abuso sexual por sometimiento gravemente ultrajante, agravado por el vínculo”. Pero también se lo  absolvió del delito de “Corrupción de menor agravado”.

El Tribunal que tomó esta absurda decisión estuvo integrado por las juezas Alejandra Tolaba – presidente de trámite- y Felicia Barrios, y el juez Luciano Yapura. 

Los hechos ilícitos por los que W.A. fue acusado por la Fiscalía ocurrieron entre los años 2016 y 2018 aproximadamente, sin que se pudiera precisar fechas y meses exactos, en circunstancias que la victima, una menor de 4 años de edad, se encontraba viviendo junto a su madre, en una vivienda de la ciudad de Perico.

Fue entonces que el imputado, padre biológico de la niña y ex pareja de la progenitora de esta, se presentaba en el domicilio y cometía los abusos sexuales contra la menor.

De la causa no se dieron más detalles, tampoco de la actual situación de la menor ni de su madre, que seguramente en todo este proceso judicial tendrán que haber revivido todo el calvario que sufrió hace apenas tres años atrás. 

Siempre se espera para estos casos la mayor condena o el castigo más duro para los violadores de menores para evitar que un largo tiempo de encierro lo hagan recapacitar sobre sus actos. 

Para la justicia en Jujuy es todo lo contrario. No hay penas máximas y las mujeres terminan siendo víctimas de un sistema judicial perverso. 

 

 

El Expreso de Jujuy

Periódico El Expreso de Jujuy en su versión web le ofrece a sus lectores una muestra de periodismo genuino, donde el compromiso con la realidad es nuestra mejor virtud.

Te puede interesar